Pasta de dientes o dentífrico y los granitos.



Un remedio casero y natural, muy sencillo para secar los granos o espinillas es aplicarse un poco de pasta de dientes (que no sea líquida) en la zona afectada y dejar que se seque (entre 15 y 20 minutos).
Pasado este tiempo se retira la pasta de dientes con abundante agua y se seca cuidadosamente con una toallita.
Este truco casero es muy efectivo puesto que la pasta de dientes, cuando se seca, tiende a convertirse en una pasta absorbente de manera que ayuda a eliminar la grasa de los granos contribuyendo a que se sequen más rápidamente y así desaparezcan. Además, se puede aplicar a diario puesto que no es agresivo con el rostro.
Los componentes del dentífrico que actua sobre el grano es:
Fluoruros: Con efecto abrasivo sobre la piel. La cantidad de floruros en la piel es tan reducida que no daña la piel.
El silicio y algunos tipos de aluminio que son usados para tratar el acné a través de productos dermoabrasivos.
Fosfatos: es el que cura en potencia para el acné.
Junto a los ingredientes mencionados, se encuentran pequeñas cantidades de dióxido de titanio y/o bicarbonato sódico. Estos dos agentes son extraordinarios exfoliantes utilizados para blanquear los dientes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada